El día del amor.

El 14 de Febrero se celebra el día de San Valentín.

Somos muchas las personas que hemos pensado durante tiempo que este día se originó como una consecuencia directa de una etapa de auge económico y un invento de los grandes centros comerciales; pero estos, solo supieron aprovechar el tirón de una fecha señalada como tantas otras, porque el día de san Valentín no se celebra desde hace poco, su origen se remonta a la época del Imperio Romano.

Los romanos adoraban al dios del amor, cuyo nombre griego era Eros, y al que los romanos le llamaban Cupido. En esta celebración se pedían los favores al dios a través de regalos u ofrendas para conseguir así encontrar al enamorado ideal.

Ya en la contemporaneidad, existen diversas teorías que otorgan el origen del Día de los Enamorados hacia 1840, fecha en las que se empezaba a comercializar tarjetas y presentes con forma de corazón en territorio Angloamericano.

El Día de San Valentín se va conformando como una celebración tradicional de países anglosajones que se ha ido implantando en otros países a lo largo del siglo XX, principalmente entren las parejas de enamorados para expresar su amor mutuamente y convirtiendo el día en una fecha simbólica de reconocida celebración.

Sin embargo muy pocas de esas parejas conocen la verdadera historia del tal san Valentín y como llegó a obtener este título tan “amoroso” nunca mejor dicho. El santo del amor.

“Valentín era un sacerdote que se cree vivió sobre el siglo III en Roma. Durante su vida de ejercicio como hombre de dios gobernaba el emperador Claudio II, quien decidió prohibir la celebración de matrimonios para los jóvenes, porque en su opinión los solteros sin familia eran mejores soldados, ya que tenían menos ataduras.

El sacerdote consideró que el decreto era injusto y desafió al emperador.

Y empezó a celebrar en secreto matrimonios para jóvenes enamorados, (esto propició que décadas después Valentín sea el patrón de los enamorados).

El emperador Claudio se enteró y como Valentín gozaba de un gran prestigio en Roma, el emperador lo llamó a Palacio, aprovechando Valentín la ocasión para hacer proselitismo del cristianismo.

La historia cuenta que aunque en un principio Claudio II mostró interés, el ejército y el Gobernador de Roma, le persuadieron para quitárselo de la cabeza; por lo que el emperador dio la orden de encarcelar a Valentín.

Y así fue, por entonces el oficial de turno encargado de vigilar a Valentín, tenía una hija ciega y retó a que le devolviese la vista… Valentín aceptó y en nombre del dios, le devolvió la vista.

A pesar del milagro y de los esfuerzos por parte del oficial, Valentín siguió preso y el débil emperador Claudio finalmente ordenó que lo martirizaran y ejecutaran el 14 de febrero del año 270.

La joven hija del carcelero con el regalo de la visión quiso agradecer a Valentín su ayuda y  plantó un almendro de flores rosadas junto a su tumba.”

De ahí que el almendro sea símbolo de amor y amistad duraderos; y que el 14 de Febrero, se considere en el calendario judeo-cristiano el día de San Valentín y de los enamorados.

Conocer la historia siempre es fuente de conocimiento y de ayuda para ser consecuente con las decisiones, aunque estas sean de relativa importancia, como la de celebrar o no el día de San Valentín o de los Enamorados.

Así pues, yo con este texto solo pretendo contar la historia de Valentín e invitar a todas las personas que quieran a otras y que estén enamoradas a tenerlo presente cada día, no solo el 14 de Febrero, a decirlo a su pareja porque es maravilloso oírlo y sobre todo a disfrutarlo.

Disfruta del amor y de tu pareja cada día, es la mejor fórmula para mantener sana la relación de pareja; y aunque un detalle por San Valentín o en cualquier otro momento no viene nunca mal, es muy importante recordar que los mejores regalos no son los materiales.

Vive todos los días como si fuesen San Valentín,

Solo cerrando un momento los ojos recordaras que

Todos los Días, son Días de Amor!!

Recuerda que “Saber Querer es Posible si Sabes Como”.

Roxa de Morales

Saber Querer. Me

Escrito por SaberQuererMe

SaberQuererMe

Coach Personal y Experta en Género por la Universidad de Sevilla.
Especialista en dirigir procesos de Coaching de Parejas (Heterosexuales y Homosexuales).
Me dedico a guiar parejas cuyo propósito sea resolver un conflicto o aclarar una situación delicada.

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies